Locas de amor

Cuando yo era chica, en mi barrio había tres locos: dos hombres y una mujer. El primero era un viejo italiano que vivía enfrente de casa y que había combatido en la segunda guerra mundial. El segundo era el hijo del ferretero de la esquina, y le decíamos Traverso porque lo único que hacía era manejar un auto de carrera invisible por la calle y hacer ruido de motor con la boca. La mujer no sé en donde vivía, pero daba vueltas por la plaza hablando sola con una cartera llena de pinturitas y perfumes. Algunos decían que se le había muerto el marido en un accidente de autos (a veces había un bebé, a manejaba ella, a veces iba sola) y otros que había enloquecido cuando la dejó plantada en el altar un marinero de la Fragata Sarmiento.

En esa misma época, tenía otro loco cerca de la escuela, un viejo diminuto que caminaba como un cabrito y nos esperaba a la salida de gimnasia para hablar incoherencias. Se llamaba Peter y era igual a Roberto Benigni. Idéntico. En ese entonces, las maestras nos pedían que no le prestáramos atención porque era un viejo verde y nos podía hacer “cualquier cosa”, pero en el barrio se sabía que estaba senil desde hacía algunos años y que lo dejaban suelto porque en la casa no lo soportaba nadie y se ponía muy nervioso con el encierro.

En Belgrano —a donde me mudé cuando me fui a vivir sola— tuve dos locos más: un señor que no quiso volver a hablar después de que la DGI le remató el negocio, y Nidia, una ex cantante de boleros de setenta años. Según me dijeron, Nidia se había enamorado de un delincuente que le pegaba y se jugaba todo en el hipódromo de Palermo, que después la dejó para casarse con la hija del dueño de un frigorífico. Se deprimió tanto, que empezó a tomar y no pudo cantar más, y para subsistir fue vendiendo las plumas, los zapatos, las joyas y la colección de sombreros hasta quedar en la pobreza absoluta. Con el tiempo, empezó a hablar sola y un poco por el aislamiento y otra por falta de fondos, empezó a acostarse con cualquier hombre que quisiera pagarle las cuentas o hacerle un regalito.

Ahora, en Recoleta, con mi marido tenemos una sola —una mujer mayor que vive arriba de una pizzería en Juncal y Agüero, que le grita por la ventana a un hijo de puta omniprescente mientras revolea unos papeles que según ella certifican que “la casa que le robó ese mentiroso de mierda era de ella”— pero cuando visito a mi mamá me cruzo con otra, una señora coqueta que está todo el día manteniendo un diálogo imaginario con los taxistas que paran en Libertador y Olleros. ¿Con vos me voy a ir? ¡Ja, ni lo sueñes! ¡Ni bola te doy! ¡Ni bola! ¿Oíste? Les grita, desde su boca demente y vanidosa, a los choferes que la miran extrañados mientras se comen un pebete de salame en la YPF que está enfrente.

Y esos son sólo los míos, los que yo conozco en vivo y en directo, pero en todos los barrios — incluso los de Capital Federal— hay un par de locos sueltos cuya tradición e historia rueda como una bola de nieve por las veredas de vecinas que simulan baldear todas las mañanas para agregarle detalle a las andanzas de estos personajes seniles. La mayoría de sus historias son ficticias o como mucho mitad y mitad: un poco de realidad con un toquecito de adorno barrial y alguna confusión inocente de por medio. 

Lo cierto es que, inventadas o reales, en el imaginario popular, la locura masculina está llena de matices. Cada historia parece escrita por un autor distinto. Hay hombres que enloquecen por orgullo, otros por obsesión, algunos por paranoia, un par por nostalgia o tristeza y otros por culpa. A los locos los persigue la CIA o los OVNIS, odian al enemigo en la trinchera, le temen a un doctor imaginario, se ensañan con una madre que está muerta, o con la multinacional que los empujó a la ruina. 

Las locuras femeninas, en cambio, siempre parecen escritas por Corín Tellado. Cambian los nombres de las calles y los vecinos, pero en todos los barrios, las mujeres sólo enloquecen por amor. Sus historias siempre tienen como eje la pérdida del ser querido, la soledad, un hombre que se va con otra, un hijo que se muere. Nunca hay conspiraciones internacionales, ni guerras antiguas, ni espías de la KGB. A las locas no las persigue nadie, a las locas las dejan.

227 comentarios:

YO, EL POLAKO dijo...

Qué prosa tan armónica :)

Por momentos me sentí de nuevo con 12 años, leyendo las crónicas del Angel gris de Dolina.

Yo conocí a uno que le decían 'Manrique', por un político 'de antes' y sí, el loco en cuestión se pasaba las horas dando discursos políticos...

Un beso!

Nausica dijo...

Me hiciste acordar a una historia que escribí hace un tiempo. Se ve que es un tema resurgente. Te invito! : http://lavenganzademaria.blogspot.com/2009/07/de-puro-curda.html

Un gusto leerte, besos.

Nausica dijo...

Me hiciste acordar a una historia que escribí hace un tiempo. Se ve que es un tema resurgente. Te invito! : http://lavenganzademaria.blogspot.com/2009/07/de-puro-curda.html

Un gusto leerte, besos.

Blue dijo...

Se extrañaban MUCHÍSIMO estas entradas.

Marcela dijo...

Yo viví 3 años en Costa de Marfil, despues de la guerra que dividió al país, y ahí las locas (que eran mas que los locos) tenían otra razón de ser. Ahi lo que había empujado a la locura eran las atrocidades de una guerra interna tan corta como cruenta, atrocidades tan grandes que hacían que volverse loco fuera lo único cuerdo que quedaba por hacer.
Quizas ser loco de amor sea hasta cierto punto un privilegio...

Pescadora de Perlas dijo...

Es cierto lo que nos hacer ver, todos alguna conocimos algún personaje particular. En mi barrio es una señora, no habla, tampoco se la ve triste, sólo se limita a acercarse a los autos cuando corta el semáforo con una bolsita prolijamente doblada para que le regalen una moneda.
Su ropa aunque vieja la lleva prolijamente puesta y limpia, al igual que su pelo, siempre con trenzas. Uno conjetura mucho al respecto, pero sólo ella sabrá su historia.
Y aunque es inofensiva todos tomamos distancia.

Siempre es lindo leerte, y quienes te seguimos esperamos tu novela con mucha ansiedad.
Un beso

Anónimo dijo...

yo también me acuerdo del loco Manrique!!
lo que no me acuerdo es por dónde andaba.... es de la época del secundario.

Atenea dijo...

Yo cuando paso por una plaza de mi barrio siempre me encuentro con una loca a la que le decimos Betty y a veces, si hablas con ella, te cuenta historias delirantes de su pasado jaja.
Un beso!

Inti dijo...

Me alegraste el domingo, de una. Y de a poco me fui acordando de las locas de mi barrio, del loco de mi edificio que murio hace poco y de mi abuela, una loca buena!
Besos.

Ambar dijo...

Conocí,conozco y conoceré a estos locos,qué no sé hasta que punto son tales...
Gracias por el relato....
Ambar...

Lu dijo...

Muy reconfortante leerte de nuevo en tu blog...
Por si alguno le llamó la atención como a mí, acá está la historia de la loca de los gatos de los simpsons: http://www.youtube.com/watch?v=jYagBzIxMXQ
(sorry la calidad)

Saludos!

Carmen Vogler dijo...

Que maravilla de post, Caro. Pero me vienen e la cabeza tambien, esos que no sé si estan locos pero andan por la calle manteniendo conversaciones con los seres invisibles de sus angustias, de sus quebrantos y desamores. Los locos no diagnosticados del stress laboral, de esta vida argentina que nos angustia, que nos desestabiliza, nos desarmoniza y nos demoniza. . . .

Anoia dijo...

Me encantó.

Melina De Mare dijo...

Me gustó mucho tu visión sobre la "locura"!, aunque debo decirte que todos los mal llamados "locos", tienen como base de su historia los afectos y la mayoría han sufrido abandono.

La "locura" escinde, separa, aisla, atemoriza y genera pregunta. Con un poco de esfuerzo podemos comprenderla!.

Un beso!

dame01minuto dijo...

Estoy a miles de kilómetros, pero leyéndote he visto a todos esos locos como si los tuviera a la vuelta de la esquina. Gracias por el viaje!

pobreaburrida dijo...

No sólo pareciera que sólo podemos enloquecer de amor sino que, además, el 80% de las veces somos "unas locas bárbaras"... C'est la vie...

Mi vecina de antes estaba loca. Pero no loca de amor. Loca. Se me metía en mi casa a mostrarme la inflamación que tenía en la entrepierna (sí, muy terrible) y venía llorando porque le iban a sacar la tenencia de los hijos (que siempre estaban ahí).

Un día me tocaron el timbre y me preguntaron si estaba Cristal. No era ese el nombre de mi vecina, pero por las dudas le dije que probara en el otro timbre del PH. Cristal era en efecto mi vecina y, desde ahí, no volví a preguntarme nunca más nada sobre ella.

Saludos!

Valebé dijo...

Pero qué interesante relato!

En mi barrio hay dos: el del pantalón que casi lo ahorca, que se para en el medio de la calle-ruta llena de autos, cuatro por cuatros, motos y gente cruzando por donde se les canta, e intenta dirigir el tráfico. Lógico, nadie le da bola, pero todos vamos con miedo y con cuidado, porque a veces se le da el de hacerse el gracioso, y mientras uno pasa a su costadito, rogando que no le agarre un ataque, hace el amague de tirarse delante de tu auto.

La otra es una flaquita, encorvada y arrugada, con muy poco pelo y voz que se le desarma de aguda, en un constante falsete, ofreciendo números para la misma rifa todas las semanas: un viaje y un auto. Varios han caído y han comprado números, hasta que se ha corrido la voz por el barrio que la viejita nunca rifa nada, que la plata se la queda, y claro... a nadie le sorprende que el auto "nuevo" que vas a ganar con ese, ese numerito, es un modelo 95.

Federico Gauffin dijo...

Y bueh... las dejarán por locas.

Anónimo dijo...

Si si, Manrique era un loquito q solia andar x pque chacabuco

Anónimo dijo...

Recuerdo que en mi barrio de infancia había una loca que aproximadamente a la misma hora pasaba día tras día gritando "Madre, madre". Tal grito me acompañó toda la infancia y gran parte de la adolescencia, luego no se supo más de ella... De chica me daba miedo, de adolescente una gran tristeza. Pero sí, en líneas generales, a las mujeres son los problemas de sentimientos los que las vuelven locas, mientras que a los hombres son problemas de orgullo o poder.

Anónimo dijo...

En mi post anterior olvidé citar otro loco barrial. Un señor que creo se creía Hitler (¿o lo era?). De estatura media a baja, con el mismo inconfundible bigotito del "Führer", siempre vestido con un uniforme militar de fajina color caqui, cada día al atardecer comenzaba un monólogo interminable en alemán (creíamos todos), dando órdenes (supongo por el tono)a un ejército imaginario. Era sereno en una fábrica y creo solía beber más de la cuenta. Todos los vecinos de menos de 10 años le teníamos un miedo atroz...
Y si, nuevamente se da lo planteado en tu blog. A este hombre lo volvió loco la guerra...

Anónimo dijo...

Carolina: bellísimo texto.
Me quedé con una duda: ¿las mujeres enloquecen porque las dejan o las dejan porque enloquecen?
¿Qué fue primero, el huevo o la gallina?
Felicitaciones.
Mirta Núñez (abogada de familia)
www.mirta-nunez.com.ar

rastelman dijo...

una linda piturita de la locura citadina...
asi terminaremos unos cuantos ??

beso bestial

Faco dijo...

Es que la locura también es una construcción social. Es "lagente", el barrio, la que crea y sostiene la historial del loco o de la loca. Por ende esos matices son producto de esa sociedad.

Anónimo dijo...

Cuando estudié en Baires, hace 5 años, en la Prilidiano Pueyrredón, havía una señora mayor, un personaje increíble, que aparecía sin aviso por los pasillos de la escuela. Era alta peró caminava muy encurvada, rubia, el pelo se caía por la cara, parecía de otro mundo. Nunca la escuché hablar, pero tenía una mirada... Resignación, tristeza, dolor se confundian. Estará viva todavía? Perdon por el terrible castellano.

Crisálida dijo...

"Loco" me suena un toque discriminatorio. Mi viejo tiene esquizofrenia y hace algunas de las cosas que contas y siento que decir que es un loco es meterlo en una bolsa de prejuicios y estereotipos que nada tienen que ver con la realidad personal de cada uno que es muchísimo más rica.

Pancake dijo...

Es tan triste, pero tan cierto. Yo vi a mis padres pudrirse en su locura personal, cada uno por su lado; mi padre hundido en la crisis de los cuarenta, persiguiendo jovencitas y sueños frustrados de edades ya olvidadas. Mientras que mi madre se fue descociendo poco a poco, desde el día que ése mismo hombre salió de la casa y no volvió.

Que irónico que yo haya venido a padecer la misma locura.

Fascinante texto.

Leo dijo...

A los hombres que 'enloquecen' por amor no se los llama 'locos', sino 'mendigos', 'de la calle'.
Genial el texto :)
Puede ser que en el paréntesis del primer párrafo falta un 'veces' antes de 'manejaba'?
Beso!
L.

virlise dijo...

Es verdad, las mujeres solo enloquesen por amor.
¿valdrá la pena?

La Mujer de Vitruvio dijo...

En el pueblo donde yo vivia hay una loca, bajita, rubia, con corte carre muy platinado, vestida con leopardos y brillos, que segun dicen, esta loca como una cabra desde que:
el marido murio en la guerra de malvinas
estudio mucho y le salto un tapón
un ferroviario la abandonó y se fue en el ultimo tren

Insulta permanentemente a los hombres, a los politicos, a todo lo que a su mente enferma se le ocurra, mientras camina pintarrajeada por la calle.
Yo le tengo miedo, pero a la vez me da mucha pena...
por eso del amor perdido....

Puck dijo...

Lxs "locxs" me dan mucha pena, mezclada con algo de cariño, será porque mi abuelo se escapaba por ahí, a buscar a sus hijxs, no sé, igual, en mi cuidad hay unxs cuantxs a algunxs los cuida la gente del barrio, otrxs andan por ahí..... Muy buen post!!!!!!

Carolina dijo...

Crisálida,
Qué suerte que los escritores nunca le dan pelota al drama personal de cada lector. Sino imaginate, no se podría escribir sobre nada.

Carolina dijo...

Manrique se llamaba el del secundario? Quièn sos?? Poné tu nombre!!

tartini dijo...

en la calle Peña hay un loco recostado en la vereda, escribe notas en su cuaderno. Tiene linda letra. Pasas y te pregunta algo, "se sabe de algun televisor que haya explotado asi de la nada?...", "Rusia, sabes a cuanto queda de aca?". Los porteros lo saludan, seguro que no es loco de amor. Seguro que su historia tiene que ver con que fue abogado, lo tuvo todo y lo perdio todo.

tartini dijo...

me estoy acordando de otros locos, habia uno en las paradas de colectivo de Santa Fe y Austria que te pedia "podria facilitarme UN peso?". Pero en esa epoca un peso era un monton! Estaba loco.

Mas pienso en locos, mas se confirma la teoria. Otro caso ejemplar: Ada Falcon.

YO, EL POLAKO dijo...

El 'Manrique' que yo recuerdo andaba por Belgrano. Y sí, fue promediando la época de mi secundario (tengo 33).

Anónimo dijo...

Todos alguna vez vimos alguna vez a un loco... pero las locas son distintas. y es verdad siempre es por algun familiar muerto, viudas, despechadas, o lo que sea. Y a los locos que se les hace se les sigue la corriente, pero a las locas se les tiene miedo! jajaja damos que temer! jajaja
Carolina, tengo que contarte algo... Hace poco empecé a leer tu blog de la peleadora y fue muy gracioso lo que me pasó una noche soñe que yo estaba como en un colegio con un amigo y al lado mio se sentaban dos chicas medias huecas de esas que muchas veces vos describiste acá jajaj y no se porque motivo yo las empezaba a peliar y a insultar y la mayoria de las cosas que les decia a estas chicas eran cosas que habia leido en tu blog jajaj. Después me cambiaba de banco y me ponia a peliar conm otra persona mas jajaja y lo más comica es que yo le decia a mi amigo "me tendria que ver carolina como estoy peliando"
cuando me desperte no pare de reirme jjajaja
Un beso!
ayelen

F. dijo...

Acá tenés muchas de esas, en la blogósfera. Upa ya ando usando todo tipo de jergas, me amo.

Carolina dijo...

No, el loco que yo digo era en San Isidro.

CALIGULA dijo...

En un pasaje de Caballito, donde vivo, vivía en mi niñez un loco agresivo llamado Carlos (Carlitos para la generación que me antecede), hermano de Pilar.

Nosotros (chicos) pensamos que Pilar era el apellido de ambos y así llamábamos a todo lo que salía de esa larga casa de la esquina.

Loco malo que salía a caminar todas las noches, nunca por la vereda sino, cual colectivo, por la diestra de las calles empedradas.

Malo con los pibes, una vez me empujó cuando pasé en bicicleta por su vereda con el conventillo subsiguiente.

De adolescentes preparamos, en muchos años nuevos, el rito Pilar:
la canasta llena de los peores objetos y materias disponibles que llegaba por el aire a descansar en el patio de su casa chorizo.

Hoy, años después, la casa chorizo se convirtió en tres comprimidos dúplex.
En el del medio vive un matrimonio cincuentón.
El tipo sale a caminar a la tarde, siempre haciendo equilibrio por el cordón de la vereda y saltando y esquivando objetos imaginarios que se le cruzan en la vereda.

CALIGULA dijo...

En un pasaje de Caballito, donde vivo, vivía en mi niñez un loco agresivo llamado Carlos (Carlitos para la generación que me antecede), hermano de Pilar.

Nosotros (chicos) pensamos que Pilar era el apellido de ambos y así llamábamos a todo lo que salía de esa larga casa de la esquina.

Loco malo que salía a caminar todas las noches, nunca por la vereda sino, cual colectivo, por la diestra de las calles empedradas.

Malo con los pibes, una vez me empujó cuando pasé en bicicleta por su vereda con el conventillo subsiguiente.

De adolescentes preparamos, en muchos años nuevos, el rito Pilar:
la canasta llena de los peores objetos y materias disponibles que llegaba por el aire a descansar en el patio de su casa chorizo.

Hoy, años después, la casa chorizo se convirtió en tres comprimidos dúplex.
En el del medio vive un matrimonio cincuentón.
El tipo sale a caminar a la tarde, siempre haciendo equilibrio por el cordón de la vereda y saltando y esquivando objetos imaginarios que se le cruzan en la vereda.

babi dijo...

Quando eu era criança, na rua da minha avó, morava uma louca. mulher magra, que por vezes saía com roupas estranhas à rua (como uma corda amarrada à cintura, como se fosse um cinto). Minha avó dizia que o marido dela foi o que lhe causou loucura, mais uma mulher que fica louca por causa de homem.

Desde que comecei a trabalhar no centro da cidade, deparo-me com loucos o tempo todo, e fico aflita com tantos gritando sozinhos no meio da multidão.

(yo no hablo español, y yo deseo que ustedes compreendas mi portugues).

Carolina dijo...

En mi ciudad de la infancia, tenía al loco Cachenzo, un simpatico señor vestido de policía, boy scout, bombero u otro uniformado.
Cuando me vine a estudiar acá conocí en el Parque Las Heras al que llamábamos el loco de los semáforos... capaz que no estaba loco, pero era raro, eso seguro! Caminaba en círculos, como si tomara medidas y prendía fósforos...

Francisca dijo...

Te invito a visitar mi nuevo blog de ilustraciones y textos breves http://mandamientosdementira.blogspot.com/

Además, si te gusta el mundo de los blogs, escucha el podcast del mundo bloguero

http://largavidaalblog.blogspot.com/

Saludos!

Fran

Nayla dijo...

Una vez más: ¡me encantó!

gracias!

Anónimo dijo...

Que tema Carolina, tengo que decirte que si hay hombres que se pierden por amos . Y me refiero a la mente.

A mi me pasó. Tres o cuatro años sin poder reaccionar, por suerte ya fué .

Personaliza Facebook dijo...

hola miu bueno tu blog... exelentes aportes... te dejo el mio por si te interesa visitarlo Saludos!!!

http://personalizafacebook.blogspot.com/

Juana dijo...

jaja ciertisimo

ciclotimica dijo...

Aviso a todos que el loco Traverso se ha mudado a Mendoza. Corre su auto imaginario por las calles de la 4ta sección oeste. Sepan.

Luli dijo...

En la plaza Balcarce de Núñez (Jaramillo y Vuelta de Obligado) hay un loco de esos inofensivos. Es un hombre con mente de nene de 6 años que todos los días anda disfrazado de algo distinto: un día es Bob el constructor y tiene herramientas colgadas de un cinturón, otro es guardparques, otro de militar y suele charlar con los vagabundos que viven en la plaza.

jesan dijo...

el drama de las locas.. tarde o temprano.. todas podríamos ser una de ellas.. y tal vez el comportamiento sutil nos haga lucir menos locas.. tal vez terminen dejándolas en la esquina del desamparo.. tal vez nadie quiera entrar al mundo de las locas.. pero si son fieles a quienes son y su escencia.. porco importara que el mundo las llame locas..

Freedombanker dijo...

Siempre es un placer leerte, Carol...

Aunque extraño a mi vecina de Wordpress, la única e inigualable LG...

Me alegra mucho tu éxito, y te deseo que sigas escribiendo con esa frescura tan maravillosamente tuya.

Un beso.

Gustavo.

Francisco dijo...

Qué lindo post!

Produccion Amanecer dijo...

Hola! Somos una Asociacion Civil sin fines de lucro, Amanecer Grupo Casa Taller, que se dedica al la integración social mediante el arte.
Estamos armando un blog donde publicaremos nuestras necesidades y actividades.
Se agradece la difusion.
Por favor visiten nuestro blog!!
Saludos
Amanecer

waldo dijo...

No sólo estoy loco, sino que además estoy cuerdo. "omniprescente" te sobra una "s" (de choto que soy nomás).

Excelente post.

Gise dijo...

Me gusta muchisimo leerte, y si, las mujeres parece que enloquesemos por amor...

tercerasalida dijo...

Aguirre!
Lector de lo tuyo soy.
Y pocas veces pasa que el escritor puede ser invitado a ser lector del lector, que de a ratos y amateur, es escritor.
¿POdrías pasar por www.tercerasalida.blogspot.com y ver la invitación que tengo ahí nomás?
Un abrazo...

MissLuBe dijo...

Caro. tus historias siempre dan vueltas sobre cosas en mi cabeza, temas, personas que conozco, vivencias, pero nunca me pegó tanto como esta. Mi mamá murió hace 4 meses, tenía esquizofrenia... Vivir con alguien Loco no es fácil, si soportar a uno en el barro es dificil, imagina vivir con uno. Pero lamento tanto que ahora me de cuenta de que detrás de esa locura, siempre nos amó... fueron años dificiles, tuvo muchas internaciones, y no me pudo cuidar, siempre la tuvimos que cuidar. Por suerte mi hermana mayor estuvo ahi siempre protegiendome junto a papá. Enloqueció cuando falleció su papá, y al mismo tiempo nació mi hermano con muchas complicaciones. ES Verdad, enloqueció por AMOR. Lo único que se que detrás de esa maraña que era su enfermedad habia una mujer maravillosa, más que inteligente, una artista, una madre, una esposa, una mujer... que lamentablemente, la vida fue injusta y la tapó, no se si la dejamos, o se dejó, solo se que enloqueció, y que asi y todo la voy a extrañar....

Anónimo dijo...

La pura verdad...las mujeres parece que enloquecemos por amor me acordè de Penèlope con su bolso de piel marròn, sentada en la estaciòn esperando a que a su amante se le antoje volver.
En mi barrio hay un loco que cuida autos al lado de la Universidad y que tiene como cinco perros vagos, tiene periodos de lucidez y de locura, cuando està ido, escucha mùsica en sus audìfonos y sostiene diàlogos marcados con gestos de elocuencia con los brazos y manos.
Al parecer su familia no lo aguantò màs y ahora vive en una carpa de camping en plena ciudad, al lado de su trabajo, igual siempre cumple con su oficio aunque se le arranquen los enanitos al bosque, es simpàtico, de niña creo que le hubiera temido, ahora y cuando està lùcido lo saludo al pasar y èl se pone contento, siento que cuando la gente lo saluda vuelve a ser persona, igual hay vecinos que lo quiere sacar del barrio porque se ve feo que haya una carpa de camping en la mitad de los edficios, aunque es una persona que siempre està limpia y no es agresivo, en fin, la locura de los otros incomoda un poco, da algo de miedo y tambièn curiosidad

Muy bueno lo tuyo, se extraña leerte màs a menudo

Isa

Luisa dijo...

Me surgen sentimientos encontrados con este texto.
Por un lado, me pareció hermoso poder distinguir naturalezas distintas en lo que nos sucede a los seres humanos. De todos modos, creo que en gran parte esta división de la mujer vinculada al mundo privado del hogar y los afectos, y el varón al mundo público del poder, tiene que ver con esta cultura "moderna y occidental". Se da no sólo en los personajes que describes, también la encuentras en los otros vínculos sociales.
Por otro lado, y sin tener ninguna historia personal vinculada con el tema, yo también sentí al leerlo un cierto prejuicio hacia los llamados "locos". Se pone más énfasis en su "locura" que en el valor de su persona. Si uno mira un poquito más allá, encuentra muchas más actitudes de "locura" (agresividad, respuestas incoherentes, dramas personales que no te dejan conectar con los demás) entre los "normales" que entre los que denominas "locos".
Más allá de eso, lamenté leer tu respuesta a Crisálida, al posicionarte como "escritora" que "no da pelota al drama personal de cada lector". Me parece que no se trata de "cada" lector, sino de que las palabras no hieran, y sean respetuosas hacia los diversos sectores que forman parte de la sociedad. Y como "escritora" sabes que en eso tienes un poco más de responsabilidad que los lectores.
Escribes muy bien, y he encontrado aportes muy buenos en otras reflexiones tuyas.

Carolina dijo...

Luisa:
No, la verdad es que no es así. Quien escribe no tiene ningún compromiso con herir o no la susceptibilidad del lector.

Yo escribo lo que quiero y me leerán quienes quieran. Los que sientan que lo que yo escribo no les gusta (por el motivo que fuera, personal, artístico, político) se pueden ir y no ser mis lectores. Se lo puede elegir o no. Cada uno tiene esa libertad.

Yo no tengo que cambiar nada por mis lectores. Na-da. Esto no es una sastrería a medida, no son productos customizados y me parece una falta de respeto total que se lo plantee de esa manera.

¿Vos le dirías a un pintor que saque la manzana de su naturaleza muerta porque a vos te cae indigesta o que no pinte escenas de guerra porque tu abuelito murió en una? Es igual de ridículo.

Yo debo ser fiel a mi misma, y si un lector y yo nos encontramos en ese humor, en esa visión moral del mundo, en esa sensibilidad, entonces se produce el vínculo escritor-lector. Y si no pasa, le pasará con otro escritor. Por suerte hay millones.

Y además, creer que la escritura debe estar supeditada al buen gusto, a la moral y la sensibilidad y lo políticamente correcto es bien de gente... poco educada, para decirlo de una forma diplomática.

Luisa dijo...

Yo de nuevo, Carolina...
Tal vez en tengas razón en algunas cosas de mis planteos, y quizás en otras no me he sabido expresar. En todo caso estos intercambios me ayudan a revisar ciertas posiciones que tengo.
Unos comentarios más...
Es cierto que debes ser fiel a tí misma, como lo debemos ser todos con respecto a lo que expresamos. No estoy diciendo que no lo seas.
También es cierto que si uno como lector no le gusta lo que lee puede salir.
No estoy diciendo tampoco que la escritura tenga que estar ligada a la moral o el buen gusto. Creo que tengo la mente abierta en ese sentido...
El punto es otro. Y tiene que ver con aceptar que somos diversos pero iguales en dignidad. La diferencia entre las personas no tiene nada de malo si no genera desigualdad (esto es, poder de unos sobre otros en función de su posición). En el texto noté que la diferencia entre locos y normales iba en ese sentido, pero más me molestó cuando leí esa respuesta (más por la forma que por el contenido). Ante una opinión distinta a la que uno vierte puede tratar de explicarse y dialogar o negarla "no dándole pelota".
Es tu espacio, lo que expresé es un comentario acerca de la forma de referirse a las personas, si ayuda a construir enhorabuena, sino es sólo una opinión...
Gracias

Fritz dijo...

que locura! me refiero a los comentarios, no al post.

Anónimo dijo...

internet permite que prácticamente cualquiera haga público lo que quiere y que prácticamente cualquiera tenga acceso a ello, y qué es lo que todos leen al final? lo mismo que podrían leer en una revista idiota! libre... libre para que? eso escribio nietzsche

Anónimo dijo...

De todas maneras como tu creo que es necesario que el escritor sea fiel a sì mismo para que exista un encuentro genuino con el lector. Pero el formato del blog posibilita un feedback que puede ser provechoso para el escritor tambièn.

Espero ansiosamente tu libro
¿Cuàndo saldrà a la venta?

Isa

Zergui dijo...

Quem realmente pode ser chamado de louco, ou não?

O que pode ter acontecido para que uma pessoa converse com um ente imaginário?

Seriam falhas em neurônios ou uma fuga da cruel realidade da vida?

E aqueles que maltratam as crianças, as mulheres, os idosos, não poderiam ser chamados de loucos, já que se comportam de maneira diferente do que todos os demais em uma sociedade?

Será que não somos nós os loucos, por ver atitudes diferentes em alguns seres (ações inofensivas, que fique claro), enquanto que nós mesmos repetimos a nossa rotina, dia após dia?

São tantas perguntas. Essa vida é uma loucura, não é mesmo?

anush dijo...

Haciendo un raconto del tenor en algunos comentarios leídos a lo largo de este sector de "feedback", lamento profundamente la ausencia de objetividad que a algunos invade.
Hasta donde puedo entender, este es un blog literario que vuelca con la prosa, ideas, sentimientos, mundos de fantasía y algunas realidades desde una óptica personal. Considero que lejos está de ser un informe escencial que atañe condiciones específicas de salud ó enfermedad. No veo en absoluto discriminatorio ni ofensivo el texto, solamente descriptivo. La locura es más allá de la ciencia un misterio en sí mismo y muchas veces atañe a la interioridad del ser. Se habla aquí de una supuesta "discriminación" sin embargo en el uso del juicio crítico ésta si debe ser utilizada para discernir entre lo que afecta a un tema específico y aquello que solamente apunta a graficar una idea ó un sentimiento de los pesares humanos.


Un abrazo!!

Sil dijo...

Díganme que hay algún lector por acá que gritó "Floriiiidooooo" y recibió la puteada ritual de respuesta.

Puck dijo...

Ya termine de leer todos los post del blog! Quiero máááááááásssssssssss!!!!

Working Girl dijo...

http://workinggirljournal.blogspot.com/

Carolina dijo...

A veces parece que uno solito hiciera la discriminación...
No se puede decir ni loco, ni mogólico porque es un insulto, pero el que lo interpreta como tal es quien está discriminando, me parece.

rastelman dijo...

hey che... ahora si que estuviste fuerte: el loco mogólico o el mogólico loco no se tocan!

Anónimo dijo...

Si, la literatura solo ES y el lector interpreta, se ofende, se identifica o goza de ella, esta es su maravilla.
Este formato permite establecer un puente entre lector y escritos y seguir generando pensamientos de ida y vuelta hasta el infinito.
Me imagino leyendo a Cortazar y escribièndole de vuelta lo que te va produciendo cada capìtulo que lees y que èl te conteste: ¡Alucinante! (No sòlo porque està muerto)

Isa

Reptile dijo...

La última frase me partió al medio.
Eso sí que es dar una vuelta de tuerca!

Torber Chapin dijo...

Descarga Bikiny Open 1:
http://freakshare.net/files/tne2hgzk/Bananas-Night-Bikiny-Open-1.rar.html

Descarga Bikiny Open 2:
http://freakshare.net/files/qnwta8tr/Bananas-Night-Bikiny-Open-2.rar.html

Descarga Bikiny Open 3:
http://freakshare.net/files/utu6qx7y/Bananas-Night-Bikiny-Open-3.rar.html

Descarga Bikiny Open 4:
http://freakshare.net/files/md1ekj60/Bananas-Night-Bikiny-Open-4.rar.html

Descarga Bikiny Open 5:
http://freakshare.net/files/9gsasmwj/Bananas-Night-Bikiny-Open-5.rar.html

Mostrando Tetas:
http://freakshare.net/files/j27ccnjs/Banannas-Night-Chica-Mostrando-Tetas.rar.html

Chica Desnuda:
http://freakshare.net/files/jokdupyu/Bananas-Night-Chica-Desnuda.rar.html

Elizabeth Lopez Chun:
http://freakshare.net/files/g1tzppzn/Deidy-Elizabeth-Lopez-Chun.rar.html

Magda Solis Recinos:
http://freakshare.net/files/05acnxle/Magda-Vianeth-Solis-Recinos.rar.html

Msn Kelly Ospina:
http://freakshare.net/files/qm55tmos/Chica-Del-Msn-Kelly-Ospina--Guatemala-.rar.html

Msn Magda Solis:
http://freakshare.net/files/mk6d30j4/Chica-Del-Msn-Magda-Solis--Guatemala-.rar.html

Guatemala, Zacapa:
http://freakshare.net/files/cm3z4d8q/Lesly-Martinez-Recinos-Guatemala--Zacapa.rar.html

jess dijo...

Yo creo que la palabra "loco " no es ofensiva, odos t la decimos y ademas se usa mucho loco lindo....

Anónimo dijo...

qué bueno que hayas vuelto.

Larita

Anónimo dijo...

yo conozco a la mujer de libertador y olleros!!!!

el dropi dijo...

Me gustó mucho tu texto pero prefiero creer que hay más de un loco de amor por ahí.
No puedo ser el único...

Anónimo dijo...

Seguro que la conocen mejor que yo, de cualquier manera aquí la dejo, de Serrat :


De cuando estuve loco aún conservo
el carné de majara en la cartera,
un plano detallado del infierno,
un cielo con pirañas y goteras,
un prontuario en la comisaría,
un frasco con pastillas de colores,
la carta con la que te despedías,
remedios varios contra el mal de amores.

Ahora voy rumbo al sur a sentar plaza
desdeñando otros puntos cardinales
y el sol encarcelado en la terraza.
Voy rumbo al sur buscando
tus besos espirales.

Atrás dejo kilómetros de afueras,
aire por respirar, luces en rojo.
Hacia donde señalan tus pezones
voy a toda pastilla
dando gas a la moto.

De cuando estuve loco aún conservo
un par de gramos de delirio en rama,
por si atacan con su razón los cuerdos
y un viento fuerza seis de tramontana;
el vicio de escribir por las paredes
pareados de amor, y la manía
de buscarte entre todas las mujeres
que en horas bajas me hacen compañía.

Cuando rozo tus pétalos, nenúfar
que sobrevive en aguas estancadas
saltan chispas, los cables se me cruzan,
se me sube el mercurio
y me salta la alarma.

Mono de ti que me obliga a llevarte
en sobres rojos, liofilizada,
para tomarte cuando me apeteces
a sorbos cortos
donde duele la madrugada.

Te escribo desde un área de servicio
donde sólo me ofrecen gasolina.
Puedes llamarme a cobro revertido
desde la caracola de la esquina

sin miedo dijo...

Como siempre habia alguno, a las mamas sin conocimientos basicos de psicopedagogia, como las de hace 50 años, les servia para asustarnos y mantenernos controladitos. Viviamos en Banfield, el personaje medio ido, mugriento, pero inofensivo se llamaba:Rondita ¡Perdon hombre por haberte temido! sin saber que la que era de cuidado era la mama mia.

Abril dijo...

Estoy muy sorprendida por los planteos de discriminación que surgieron a partir del post…
Yo entiendo que uno a veces esté susceptible por ciertos temas personales que lo afectan, pero de ahí a pretender que todo el mundo mida sus palabras… epa…
Carolina, vos como escritora sabés lo que es la libertad de expresión, es tu terreno.
Me viene a la memoria un refrán que decía mi abuela cuando alguien opinaba respecto de un tema que no dominaba (es decir, cuando alguien opinaba al pedo): “más sabe el loco en su casa que el cuerdo en la ajena”.
Pensar que hoy mi vieja del alma no podría decirlo porque la acusarían de discriminar!!

Espectacular tu reflexión final que, btw, espero que a nadie le parezca discriminatoria por hacer diferencias entre sexos!!

Vivi dijo...

esa gente tan misteriosa me dà tanta curiosidad! que habrà detràs, cuantas historias!

YO, EL POLAKO dijo...

"Generosa" diría que sos al responder ciertos comentarios...

Con el criterio de algunas personas Goyeneche jamás podría haber cantado "Balada para un loco".

Considero que hay una gran necesidad general de dejar de tenerle tanto miedo a las palabras, empezar a enfrentar los sentimientos y reírse un poco más de uno mismo. Descontracturar...

Besos!

Curioso dijo...

Este blog tuvo 5 visitas el 7 de junio. Esa cifra está en Google. Cualquiera puede verla. No es un secreto.

El número de visitas diarias de cualquier blog… está a la vista de todo el mundo. No es algo que se pueda esconder.

¿Cómo es posible que figure entre los blogs más visitados de Argentina?

¿Cómo es posible que Alianzo lo ponga en los primeros puestos de los blogs argentinos?

Carolina dijo...

Curioso:
Este blog nunca tiene 5 visitas por día. De acuerdo a la época (a veces actualizo 2 veces por semana, a veces 1 vez en 2 meses) oscila entre 5000 y 1000.

Ahora tendrá unas 1000 por día.

¿Cuál es tu problema, no entiendo? NO deberías consultarle a quien hizo ese ranking?

Hijo de puta dijo...

Ponés cara de mogólica para hacerte pasar por sensible y la reconcha de tu vieja.

Emilio dijo...

Locos de amor así es!

Mrs. Dalloway dijo...

Los locos son divinos...hasta que se les quita.

Anónimo dijo...

Carolina, me gusto mucho el texto, sólo te quería hacer una "corrección" (si es que es algo que está mal escrito efectivamente en un descuido) : en el primer párrafo, en el paréntesis, escribís "a veces había un bebé, a manejaba ella, a veces iba sola", me parece que falta un "veces" antes que el "manejaba ella". Espero no te ofendas con la corrección, gracias por divertirme tanto!

Andre, la Solterita dijo...

Típico. No es que sea feminista ni nada que se le parezca, pero el folklore claramente es machista.

Best Mobiles View dijo...

Nice topic in a useful blog ) & that's my blog it's about Best Mobile Phones Previews, Latest Mobiles, Mobile News and more. I hope you visit me soon .

http://bestmobilesview.blogspot.com

May dijo...

No Caro... yo se de Muchos hombres que quedaron locos y deshechos por amor, historias terribles, y no gente del barrio... Hombres conocidos que ya no son ellos.
Un Beso.

Ah, y tengo toda una teoría al respecto... A los hombres les están empezando a suceder ahora todas esas cosas que durante milenios nos volvieron literalmente locas. Y bueno, van a pasar milenios mas hasta que quede grabado en sus ADN.

Anónimo dijo...

?????????? para mi no es problema de amor si no de que para la sociedad la mujer sin un hombre no es nada, como si su objetivo solo fuera traer hijos. y esa presion de la sociedad las puede volver locas ( AIONIOS de Peru, chevere tu blog. Yo todavia no tengo el mio :-( )

Anónimo dijo...

No entiendo por que carajo se meten a corregir a la autora, no entiendo para que carajo se meten al blog, si lo unico que hacen es ofenderse, si no les gusta no lean, y si leen, cierren la boca. Me encanto el tema, los locos me despiertan mucha curiosidad, pero a la vez un poco de temor.

Anónimo dijo...

@aguirrecaro es tu usuario de verdad de twitter? sos vos??

Carolina dijo...

seh

Luz negra dijo...

Fácil, el punto en que uno tiene la base, el fundamento de su cordura, es justamente el punto débil en el que la cordura peligra. Las mujeres quizás se jueguen más por amor, y los hombres por negocios. Pero la verdad es que tus estadísticas están bastante sesgadas, y no todo es así, aunque cierre más hablar en absolutos.

Crisálida dijo...

Me resulta raro cómo se hace una bola de un simple e inofensivo comentario que surgió como opinión y con el único propósito de cercarle a la escritora otra realidad, simplemente para que la conociera. Nunca dije que me sentí herida por el texto, y mucho menos que no deberías escribir sobre lo que tengas ganas, sea el tema que fuere. Claramente estoy de acuerdo con vos con que un escritor tiene que ser fiel a sí mismo y que no tiene por qué tener en cuenta las características particulares de sus lectores. Mi comentario no pretendía corregirte, ni tampoco llamé al INADI por tu texto. No exageren.
Pero es curiosa la forma de responder... Si te sentiste atacada, no fue mi intención.
Saludos.

Momo dijo...

Corin Tellado que en paz descanse!!! Pero que estupideces escribia, sus heroinas siempre vivian en loft o tenian un piso en Madrid, la mayoria de las veces los galanes eran ricos ,tenian un descapotable y vivian en un palacete en las afueras de Madrid.

Nada mas alejado de la realidad.

Anónimo dijo...

Tengo que darle la razón a May que los hombres también se vuelven locos por amor... La noticia de hoy que un modelo de Armani se suicidó por un problema con su pareja (femenina) lo confirma.

Encerrado en Mi dijo...

Hola, por leerte me animé a hacer algo que nunca hice... escribir, aunque el momento no es el mejor de mi vida, pero ahí va, si alguien quiere, que lea: http://encerradisimoenmi.blogspot.com

Dos En Moto dijo...

muy bueno...

Carolina dijo...

triste, pero cierto... pasa en todos los barrios.

Anónimo dijo...

Se te extraña Carolina.

Indignados Club dijo...

http://www.indignadosclub.com.ar/

Anónimo dijo...

Que onda niño pol?
Vuelvaaaaannn !

Anónimo dijo...

Curioso es un chiste.
¿Envidia?

Isa

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo! Me viene a la mente una canción e una compatriota tuya, de esas "gran desconocida" para el gran público pero que mí me encanta y me identifico mucho con sus letras... tan de mujeres quizás. Si quieres leerte alguna, tiene un blog... : www.tangospropios.marcelaferrari.blogspot.com , hay una justamente que se llama "Por Una Locura", no te digo más...
Saludos desde España y Enhorabuena por este BLOG!.

Anónimo dijo...

Perdón que no firmé, soy la de antes:
Feli Urchegui.

Papss dijo...

primera vez q entro y comento.. muy buena la historia de los locos... siempre hay en cada barrio aunq mucha bolilla no les doy... me mude demasiadas veces jej..
un gusto Carolina. Beso.

Batusai dijo...

Me recomendaron tu blog la noche de ayer...me estoy enrolando en los seguidores. Felicitaciones.

Anónimo dijo...

Impecable Carolina.

Paula

nani dijo...

la locura... tema disparador parece por los comentarios que genera y he leido uno por uno, todos tienen algo especial igual que el relato que los provoca.
Conozco locos y locas por amor y por tonterias acaso importa el motivo?
Le tengo pánico a la locura, a la ajena y a la propia.

nani dijo...

jo, me he quedado pensando en la locura...

no se si está bueno eso

para el que quiera darme una mano en comenzar en esto

nanihaylugar.blogspot.com

ni siquiera tengo claro si está mal lo que hago.

Anónimo dijo...

Leyendote me trasnporte a mi infancia. Recordé aquellas personas que realizaban cosas no tan comunes para el resto. En especial Tilo quien barria todo el día con su escoba.
Te invito a mi blog un poco controversial de momento.
http://lachilin.wordpress.com/

Anónimo dijo...

unabolsadegatos.blogspot.com/

unabolsadegatos.blogspot.com/

unabolsadegatos.blogspot.com/

unabolsadegatos.blogspot.com/

Cielo,la Niña Hippie dijo...

muy buen blog!

es bueno leer a alguien que escribe bien!jaja!

bueno...muy bueno...estare pasando!
espero que hagas lo mismo(?)...jaja!

salute!

La Grieta Diáfana dijo...

En la calle se mezclan las locuras. El loco lindo, el psicópata, Napoleón, Juana la loca y la loca de mierda, que se cree loca pero de locura no sabe nada. Esta vende. Maitena dibujante sabe de eso, y algunas otras también.

Hoy anclo en tu blog.
Feliz de haberme topado con él.

natalia dijo...

hola Caro. hace mil que no te leia y hoy ha sido una alegria encontrar 2 post nuevos, (bah, nuevos para mi) gracias por seguir dejándote leer.

mayone dijo...

El amor es muy bonito,pero alimenta poquito

José 'Azucarero' García dijo...

El problema es que Corín Tellado escribió mucho sobre el tema. Por eso el imaginario popular no puede salir de sus imágnes porque, presisamente, no imagina.

Saludos

J.

mayone dijo...

Si nos falta el amor, carecemos de todo

Nico dijo...

muy bueno!!!

INTERsexCIONES dijo...

Que gran verdad.
Al principio no iba a darte la razón, pero de golpe me di cuenta que todas las locas de género femenino que han pasado por mi vida ( y eran unas cuantas, 2 de promedio por cada nueva vivienda),lo eran por amor-desamor-muerte de un ser querido.

Naaaaa dijo...

Leí el post para cureosear si seguía vigente el blog (me estoy poniendo al día todavía) Pero no entiendo esto: leer a alguien y comentar solo para joder. Juro que no lo entiendo, si no te gusta un blog: no lo leas, si no te gusto el post es otra cosa, si no estas de acuerdo con algo, una tercera. Pero postear para decir que nadie lee esto, que no tiene que estar entre los mejores, que "tendrías que escribir de tal o cual manera"... coincido con bestiaria en que cada uno escribe lo que quiere y no puede moderarse, no seria eso censura?? no tuvimos ya demasiado de eso? Yo le tengo pánico a la locura. Varios conocidos, parientes y ex parejas locas y no por eso voy a decirle a carolina q no puede escribir sobre el tema, todo lo contrario. Adoro leerte.

Teenie De Graux dijo...

Me parece excelente tu manera de contar, historias de la vida.

te mando un saludo desde La Plata

y espero volver a leerte!

masqueunacabra dijo...

SIEMPRE ES BUENO REGRESAR A VIEJAS HISTORIAS QUE PARECEN OLVIDADAS PERO DE REPENTE VUELVEN A LA MEMORIA!!!
SALUDOS

LOLI dijo...

Acá, en Córdoba, en la terminal de ómnibus, está el que anuncia la salida de los colectivos. Dice lo mismo que lo que se escucha en los altavoces. Lo hace de manera precisa y con el horario correcto. Los choferes de una empresa le regalaron el uniforme. Él se para de espaldas al colectivo, levanta la cabeza y hace su anuncio a viva voz.
Se sabe que es paciente ambulatorio de un neuropsiquiátrico de un pueblo cercano. Llega a la terminal sólo para eso.
Caro, gracias por escribir.

El Pulpo dijo...

es la primera vez que veo tu cara y la asocio con la de LG de ciega a citas...

Se siente raro, ahora el personaje que lei mucho tiempo tiene otra cara.

Se que no tiene nada que ver con este posteo pero leyendo alt- tab me entere que eras la peleadora y LG y se me hizo "rarito" que se yo.

Igual loca sos una grosa (por lo menos en la escritura)

Besugos

Anónimo dijo...

Yo me acuerdo cuando vivia en Argentina que por Julian Alvarez iba una loca que puteaba a todo lo que veía una cuadra siy otra cuadra no(la hacia en silencio)
Saludos
B.

Anónimo dijo...

get to know nice interesting blog -

[url=http://trailfire.com/codeine] codeine synthesis [/url]

http://trailfire.com/codeine
[url=http://trailfire.com/codeine] codeine side effects [/url]

misionerita dijo...

te conocí cuando salió bestiaria en libro. y desde ese momento (como hace un mes) me puse a tragar todo lo que encontré en la web de tu autoría.
de bloggera a bloggera, te admiro y felicito, me encanta tu estilo y me haces reir constantemente, a veces me super molesta encontrarme en alguna clasificación tuya (odio q me encasillen), pero, el humor y las palabras elegidas me pueden.
acabo de descubrir q algunos no te soportan, y eso también me da risa, de esas burlonas. te agrego, junto a coolkiku, a mis bloggeras preferidas (a sabiendas q te consideras guionista)...

Diego dijo...

Buenas!!! genial el blog... pasate por nuestra revista digital http://issuu.com/revistablablabla/docs/digital_bla_bla_bla__2_final
y por nuestro blog... www.blablablacontenidos.com
abrazooo

-wil32- dijo...

Voten a mi amor en esta pagina por favor http://www.hazclickcontumirada.com/book.php?currIdU=FA653207-B01B-4E9D-ABF2-7A91753C5358

Gracias de antemano

-wil32- dijo...

Voten a mi amor en esta pagina por favor http://www.hazclickcontumirada.com/book.php?currIdU=FA653207-B01B-4E9D-ABF2-7A91753C5358

Gracias de antemano

Anónimo dijo...

Hola, te paso el link de una web que te pagan dinero por leer emails y hacer click.
Si, leiste bien solo tenes que ver mails y hacer click.
Registrate, Es GRATIS!

La web esta en español y es muy facil:
http://www.sumaclicks.com/

Mariela dijo...

Me mató la historia, pero no a todas las locas las dejan...algunas dejamos y eso hace que nos digan "locas"...Beso!

Sr X dijo...

http://estoypirando.blogspot.com/

Anónimo dijo...

¡Maravillosa la frase final de tu Post!. Suscribo cada una de sus letras... A las locas, nadie las persigue. Lo que me causa gracia, es que en los comentarios, casi todos recuerdan a un loco(a) de su calle o barrio, pero nada que ver con los parientes... En toda familia que se respete, siempre hay un loco. No recuerdo en mi niñez que alguno de los mios se comportara medianamente normal. En fin... tenía para escoger. Lo malo es que éramos muy pobres y nunca pudimos acceder a la categoría de "excéntricos". A propósito de locas de amor, lean aquí "Zanahoria Rallada" http://laparadapoetica.blogspot.com/2008/06/miy-vestrini.html

AmandaWeisser dijo...

Buenísimo, me hizo recordar algo personal, te invito a leer algo de lo que escribo...

José A. Dargán dijo...

Te pasaste con:"—una mujer mayor que vive arriba de una pizzería en Juncal y Agüero, que le grita por la ventana a un hijo de puta omniprescente mientras revolea unos papeles que según ella certifican que “la casa que le robó ese mentiroso de mierda era de ella”—"¡Magnifico!

emix dijo...

Cada loco tiene su barrio, tanto hombres como mujeres ahn descubierto en la locura no solo un desahogo de sus pesares sino tambien una buena excusa para vivir en un mundo imaginario.
Cada loco con su tema... .

Ramón Besonías dijo...

Hola. Enhorabuena por tu espacio. Muy estimulante. Entré por azar y me alegro.

Si te queda tiempo, el mío:
http://lamiradaperpleja.blogspot.com

Nos leemos.
Ramón Besonías

Fran dijo...

Fantástico. Coincido por ahí con alguien que dijo que te pasaste con el *hijo de puta omnipresente*. Además, te confieso un minijuego que me inventé con tu blog, que consiste en leer los comentarios descrubriendo quien se auto-promociona mejor. La tentación es muy fuerte. Saludos.

Nina Rouge dijo...

Tal es la sobrevaloración del amor que llegamos a... la locura??? No, gracias.

Paulina dijo...

Hola

Me llamo Paulina soy administradora de un directorio web/blog.

Uno de los mejores blogs que he visitado hasta ahora, y visito como 1000 al dia XDDD

Busco intercambiar enlaces. Por ello, me encantaría contar con tu sitio en mi directorio, consiguiendo que mis visitantes entren también en su web.

Si estás de acuerdo. Házmelo saber al mail paulina.cortez@hotmail.cl

Suerte con tu web! :)
Pau

RC dijo...

Me encanta tu blog.
Me gustó mucho Ciega a citas en la tele, me divertiste varias noches de estudiante solitaria comiendo fideos recalentados jaja.

EXITOS!

Raspberry dijo...

Hola! soy nueva por aqui en este blog.. y en el aunto de los blogs.. me encanto la entrada.. me llevo a cuando estaba en el Liceo y "calbuco" nos perseguia con palos para pegarnos cuando los niños del liceo de Hombres le gritaban "calbuuuuucooooo".. jajaja no se que tan loco estaba.. solo supe años despues estando yo aqui en santiago que murio calbuco.. y en el fondo toda la ciudad lo lamentó.
Saludos!

http://likearaspberry.blogspot.com/

Miss Delicias dijo...

¿Terminaremos así? hay tantas historias por escuchar y tantos amores por vivir...

DirtyMorb dijo...

nice me gusta linda prosa :)

Gibram dijo...

Leyendo no solo pensé en la locura y el género, que es definido como el problema, aunque se que hay mas; me vino a la mente la locura del futuro y el género de la locura en la lógica del rendimiento. Pensé en una vida y dos caminos, en la rosa y el viento también...la tarde y en la equivocación de Dante.
Todo muy refrescante y nostálgico.

Padma. dijo...

Estoy en un momento muy así, muy loca de amor. Y escribiendo justamente sobre éso también, para hacer catarsis y no brotarme o irme a la calle a gritarle a los árboles... Éste post me vino como anillo al dedo. A cualquiera menos al anular izquierdo, claro...

Padma. dijo...

Waldo, mi groncho querido, en "omniprescente" no sobra una "s" sino una "c", en tu afán por hacerte el Pulitzer incomprendido quedaste como un pebete de pernil con mayonesa. Pavote!
Voy a dejar de leer los comentarios porque entre los idiotas que quieren enseñar a escribir y los sensiblones políticamente correctos que deberían comprarse una vida estoy al borde de la gastritis ulcerosa.

Robertho dijo...

me gustò mucho el blog!!

Zobeid@ dijo...

Caro, ha morto el blog?
Salutes, leo tus libros de robado...

El Varón de Bairesburgh dijo...

Muy bueno!

Pasate a leer el último cuento... hay mucho de locura e identidad.

Saludos!

mujerongas dijo...

echo de menos tus escritos

Bianca Di Lorenzo dijo...

Hola ¿qué tal? voy a ser breve, mi comentario se va a dividir en dos porque no tengo tiempo y QUIERO comentar.
Así que a los que se ofenden dejenme decirles que lo unico que pueden hacer es NO BUSCAR LO QUE LOS HAGA SENTIR MAL, ejemplo: yo estoy en tratamiento por anorexia purgativa, saben la cantidad de veces que escuche/lei "Boludaaa estas re anorexica" "ese vestitido te hace anorexica" "estoy asi porque soy bulimica pero me olvido de vomitar" entre risas, mas el tipico gestito de meterse los dedos en la boca cuando alguien se refiere a algo feo? obviamente que ni hablar de los informes medio pelo de los noticieros, las novelas y bla bla blá... gente aprendan esto: NADIE VA A CAMBIAR POR NOSOTROS, a nadie le importa lo que nos pasa o como nos pegan las cosas, si estamos enfermos, si tenemos un familiar fallecido, si nos quedamos sin trabajo, si somos gays o lo que sea. Tal vez porque el autor sea un hijo de puta o tal vez porque lo ve asi, o lo siente o anda a saber que se le paso por la cabeza (no me refiero a Carolina, aclaro)entonces, si sabemos que nos afecta, si nos la bancamos, ¿PARA QUE BUSCAN LO QUE LOS LASTIME? y peor aun ¿que pretenden?
Entiendo lo que sienten, pero la relacion es el mundo-yo, NO yo-el mundo.

Atte, Bianca Di Lorenzo.

P/D: Perdon si me equivoque ortográficamente, estoy apurada. Despues comento sobre la entrada, quiero contarles de alguien para mi muy especial, una loca HERMOSA ♥
Carolina, un placer, como siempre.

Lia dijo...

tambien tuve locos durante mi infancia una q se parece a la de la historia es la loca Hortensia se afeitaba la cabeza y se decia q habia perdido a sus hijos en un incendio, q habia sido abandonado por su esposo, etc
saludos

Anónimo dijo...

En mi pequeño pueblo, al que me mudé con doce años, también teníamos un loco. Se llamaba Manuel y había sido cura. Nadie sabía por qué dejó de serlo, pero a raíz de que descolgara los hábitos comenzó a pintarse la cara de blanco, se colgaba una cruz roja alrededor del cuello y enfundado en una larga toga negra caminaba por el pueblo, con los brazos detrás de la espalda y su gigantesca barriga hacía delante.

En el pueblo de más arriba, donde en verano te podías quemar toda la piel si pasabas quince minutos a la intemperie, vivía un señor que creía estar casado con la reina Isabel la Católica. Sus vecinos, para molestarlo le gritaban:

—!Pelaez, la reina es mía!—Y claro, a Pelaez se le desencajaba la cara y trataba de alcanzarlos mientras gritaba como el loco que era.

Rolando dijo...

por aca en mi barrio hay un loco que anda en la calle y siempre se la pasa entrenando(se cree boxeador)o quien sabe tal vez lo fue anteriormente y de tanto golpe quedo mal,y un dia cuando andaba en una fiesta volvia solo a casa en la madrugada y derrepente de una cuadra me salio una loquita que me comenzo a lanzar piedras,tambien me toco escuchar un grito desgarrador una noche(que al parecer era la llorona)pero esa es otra historia....

audiolibros gratis

Dexter dijo...

GENIALLLLLLL

COMO SIEMPREEEE!!!!

Rajuá dijo...

“¿Por qué nos gustan las mujeres? Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según
reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando
sútiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de
verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pellirojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

:)

Rajuá dijo...

“¿Por qué nos gustan las mujeres? Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según
reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando
sútiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de
verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pellirojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

:)

Rajuá dijo...

“¿Por qué nos gustan las mujeres? Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según
reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando
sútiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de
verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pellirojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

:)

Barcelonauta dijo...

Por qué nos gustan las mujeres
“Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando sutiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pelirrojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

(Y a mi me encanta que haya tantas que prefieren al cultura al fútbol)

:)

Barcelonauta dijo...

Por qué nos gustan las mujeres
“Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando sutiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pelirrojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

(Y a mi me encanta que haya tantas que prefieren al cultura al fútbol)

:)

Barcelonauta dijo...

Por qué nos gustan las mujeres
“Porque tienen pechos redondos con montañitas que levantan la tela de sus blusas cuando tienen frío, porque tienen caras de rasgos dulces como las de los niños, porque tienen labios rellenitos y dientes decentes. Porque no huelen a transpiración ni a tabaco barato. Porque les sonríen a todos los niños pequeños que pasan a su lado. Porque caminan por la calle con la cabeza alzada, con los hombros hacia atrás y no responden a tu mirada cuando te fijas en ellas como un maníaco. Porque pasan con un valor inesperado por encima de todas las servidumbres que les imponen sus anatomías delicadas. Porque en la cama son atrevidas e inventivas para mostrarte lo mucho que te aman. Porque se hacen cargo de todas las tareas pequeñas y aburridas de la casa sin quejarse, sin presumir y sin pedir que se les dé las gracias. Porque no leen revistas porno ni navegan por sitios porno. Porque llevan todo tipo de zarandajas que hacen juego con sus ropas según reglas incomprensibles. Porque se dibujan y se pintan las caras con la atención concentrada de un artista inspirado. Porque tienen la obsesión por la delgadez de Giacometti. Porque descienden de las niñas. Porque se pintan las uñas de los pies. Porque juegan al ajedrez, al whist o ping-pong sin interesarles quién gana. Porque conducen con prudencia coches que se parecen a caramelos, esperando que las admires cuando cruzas por el paso de cebra. Porque tienen una forma de arreglar los problemas que no eres capaz de comprender. Porque tienen una manera de pensar que te saca de quicio. Porque te dicen te quiero cuando menos te quieren, como una especie de compensación. Porque tienen de vez en cuando pequeñas dolencias: un dolor reumático, un estreñimiento, un callo, y entonces te das cuenta de repente que las mujeres son personas, igual que tú. Porque escriben ya sea de modo sumamente delicado, coleccionando pequeñas observaciones y esbozando sutiles matices psicológicos, ya sea de forma brutal y escatológica, no fuera a ser que sospecharan que hacen literatura femenina. Porque son lectoras extraordinarias para las que se escribe tres cuartas partes de la poesía del mundo. Porque Angie de los Rolling Stones las vuelve locas. Porque las enloquece Cohen. Porque llevan una guerra total e inexplicable contra las cucarachas. Porque hasta la más dura business woman lleva braguitas con florecitas y encajes enternecedores. Porque resulta tan raro tender en el balcón las braguitas de tu chica, unas cositas húmedas, negras, rojas y blancas, en parte satinadas, en parte ásperas, y te asombra la diminuta superficie que tienen que cubrir. Porque en las películas nunca se duchan antes de hacer el amor, pero únicamente en las películas. Porque nunca llegas a un acuerdo con ellas con respecto a la belleza de otra mujer o de otro hombre. Porque se toman la vida en serio, porque parecen creer de verdad en la realidad. Porque verdaderamente les interesa quién sale con quién entre las estrellas de la televisión. Porque siempre se acuerdan de los nombres de las actrices y de los actores de las películas, incluso los de los más oscuros. Porque nunca piensan en cómo ligarse al tipo simpático que ven en el autobús. Porque beben porquerías como Martini Orange, Gin Tonic o Vanilla Coke. Porque sólo se ponen la mano en el culo en los anuncios. Porque son rubias, morenas, pelirrojas, dulces, calientes, cálidas, graciosas. Porque el momento más hermoso del día es el café de por la mañana, una hora entera royendo galletitas y poniendo verde a todo el mundo. Porque son mujeres, porque no son hombres, ni otra cosa. Porque de ellas hemos salido y a ellas regresamos, y nuestra mente orbita como un planeta pesado, una y otra vez, a su alrededor.” (Mircea Cartarescu)

(Y a mi me encanta que haya tantas que prefieren al cultura al fútbol)

:)

Edit dijo...

Muy buena tu entrada.
Me llevaste a la niñez y a mis locos, je, je...
Un viejita cenil, que desconocía al marido y horrorizada saltaba la ventana y se iba a la casa del hermano. Otra que caminaba varios km para volver a su casa del campo, porque olvidaba que su hijo ya la había instalado en el pueblo con el.
Y una mujer joven, que ausente de todo no hablaba con nadie. Unos decían que fue drogada en Bs As. cuando viajó a ver unos parientes, y quedó así. Otros decían que quedó así por un desengaño amoroso.

Graciela Mrad dijo...

GE-NIAL!!!!!!! GRAN COMIENZO, INCREÍBLE FINAL. ASÍ SE ESCRIBE!
GRACIELA MRAD, DESDE MIAMI

Anónimo dijo...

Hace un tiempo te descubrí por casualidad y desde entonces no pude dejar de leerte.
Hermoso este texto! Me generó mucha ternura.
Un cariño grande.
Lucía.

Ramón Besonías dijo...

Me encanta vuestro blog. Y necesario.

El mío: http://rbesonias.blogspot.com

o también: http://lamiradaperpleja.blogspot.com

Más veces.

Ramón Besonías

XOXO-productions dijo...

las chicas embarazadas causan.....
los guapos salidos del closet causan.....
los asesinatos causan....polemica las inconquistables ¿...te atreves a entrar...?

sexoenelbar dijo...

Me encanta como escribes!

Anette dijo...

Carolina: En mi barrio de la infancia (Monte Grande) teníamos una loca de esas, que había sido dejada por su marido en el altar y desde entonces vivía abandonada de Dios y familia en un rancho lleno de perros mugrientos.
Tenía los ojos azules más lindos que hayas visto.
Le debo una historia, y la tuya me inspiro a a escribirle.
Gracias!!!

elberth dijo...

muy bueno es post, ahora a leer los anteriores =P
Denle una vista a este blog: www.memoriasdelpulgon.blogspot.com

Fashion Drip dijo...

En mi barrio había una loca y fea,con una marido que nadie conocía, pero transmitia mucha ternura y parecía feliz.

Que ironia No?

Salu2
fashionDrip

Amalia Moreno dijo...

Cómo me gusta tu blog, menudo descubrimiento. Enhorabuena por tus éxitos y saludos desde Madrid!

Anónimo dijo...

Que bien escrito, que buena descripción!! cuanta razón, te felicito y me tomo la licencia de completar datos del "loco de tartini",de la calle Peña, se llama Felipe,hace diez años que vive en la calle, comenzo en la esquina de peña y laprida, a raiz de la construccion de un hotel, se mudo a mitad de cuadra. Esta completamente enajenado, vive haciendo calculos matematicos, y aunque cueste creerlo (con la escaces de hombres que hay) era BUEN MOZO, en fin, cuando podemos lo ayudamos con algo de dinero ya que ropa no acepta porque no tiene placard (jajaj humor negro. Es un buen hombre, vive en uno de los mejores lugares de Baires y desayuna en pitucos bares y esta absolutamente chiflete...Grande Felipe!!!

Agus dijo...

Me hiciste acordar a un libro de Marcela Serrano, Antigua Vida Mía.. Una de las dos amigas va presa por un asesinato, y en una de sus cartas le cuenta a la otra que descubrió que, a diferencia de lo hombres, todas las mujeres que estaban ahí habían matado a una persona que amaron y/u odiaron mucho. Locas de amor y asesinas pasionales.
Muchas gracias!

Matute Gemelli dijo...

hola mi nombre es matias Gemelli, estoy promoviendo una red social de Argentina y latinoamerica si estas interesado en intercambiar links avisame
el sitio es www.sologentelinda.com
y mi mail es matias.gemelli@live.com.ar
abrazo

Anónimo dijo...

http://sooloparaellas.blogspot.com/

Consejos Sentimentales dijo...

Todos tenemos algo de loco, aveces se nos asoma intempestivamente, y en esas ocasiones hacemos lucaras que ningun loco verdadero lo harìa.

http.//consejosentimentales.blogspot.com

Ari dijo...

Todos en Rosario conocen a la loca de la terminal que habla sola de Jesús y canta canciones religiosas cuando no acusa de satánicos a los que pasan. Cada tanto se ofrece a mostrarte una imagen del anticristo y saca una figurita de Heber Ludueña que venía en los paquetes de papafritas hace algunos años.

C.J. Vertiz dijo...

"Mi locura no es mas que mi fantasia exagerada"

Mirada dijo...

Un placer haberte encontrado, Excelente relato!!

Empatizo en tu texto con la demencia femenina, la de pérdida y abandono. Será por la capacidad extraordinaria de entrega que tienen las mujeres.

Saludos!

Sabrina dijo...

Hola! te dejo la dirección de mi blog, cuando puedas date una vuelta,

http://sabrina-eremita.blogspot.com/

Un beso

Matute Gemelli dijo...

Estimados , mi nombre es Matias Gemelli y queria saber si les interesaria intercambiar links con mi sitio de subastas, desde ya muchas gracias.
www.reventalo.com
los saludo atte.
Matias Gemelli

Madame Desamor dijo...

¡Qué maravilla de relato! Gracias por escribir y compartirlo.

Un saludo

Grupo de Choke Verde dijo...

que pagina pedorra,,esta es una de las mas visitadas?increíble,no entendemos como hay hombres que opinan siendo que es un blog ultra feminista,la verdad,una decepción

María dijo...

aca en Playas Doradas teniamos un "loco" lindo que mangueaba puchos. Pitin. Era buenisimo. Fallecio, y dsd entonces ya no es lo mismo el lugar... :(

Lupeto dijo...

Excelente relato. Gracias por compartirlo!
Aprovecho para pasarles la data: me recomendaron un sitio solo para nosotras acá: http://www.xn--maanavasaestarbien-o0b.com/ hay de todo un poco. me divierten mucho sobre todo las notas de la Cayetina. Aprovechen que es noti fresquita!

MA dijo...

Hola Carolina , buen blog magnifico blog desde este momento soy seguidora de tu bello blog. Te invito a visitar el mio.
Gracias.

Amiga bloguera buen post , la suerte de un loco es dar con otro loco, es un dicho popular en mi tierra.

Abrazos fraternales de MA y feliz año nuevo 2011 pleno en deseos cumplidos para ti y todos tus seguidores amigos.

Anónimo dijo...

Visita: http://cheesemoon.hazblog.com/

Gracias!!! Felicidades!

Fauna Española dijo...

Hola colega bloguero. Antes que nada es felicitarte por el blog que tienes, bueno en verdad. En estos dias tengo mucho tiempo libre y me dedico ha ver los blog de mis compañeros internautas, y ya de camino a invitarles a vistitar mi blog. Mi blog esta dedicado a la fauna española, su gran diversidad de hábitas, su gran cantidad de mamíferos, aves, reptiles, anfíbios, especies marinas,...

Fauna Española - Spanish Fauna
http://spanishfauna.blogspot.com

Adios amigos.

Por cierto, me encantaria hacer intercambio de enlaces con vosotros, si estais interesados decidmelo.

hablando de mí conmigo dijo...

Buen blog che, felicitaciones.

REFLEXIONES DE CAFÉ CON ALFAJOR CACHAFAZ dijo...

¡Muy buen post che! A mí se me ocurrió jugar este juego de textos "blogueros" a partir de haberte leído. Trata sobre el "Delivery de empanadas". Fijáte si te gusta.

http://dialogandodemiconmigo.blogspot.com/2011/01/cuando-llega-el-delivery-de-empanadas.html

Saludos!

señorapelotuda dijo...

http://seniorapelotuda.blogspot.com/2011/01/sin-titulo-universitario.html

Anónimo dijo...

Lindo texto :) lo mejor es,que no puedo sentirme identificada con el mensaje ultimo: si fuese que enloqueciera algun dia,jamas seria x "amor",me manejo con ideales menos egoista y "para mi verdad" mas "relevantes"

Mi concepcion amorasa es diferente,el amor es lo mas saludable de este mundo,xq amar y sufrir y sufrir x haber amado?? el mundo es tan amplio y mi amor a el tmb,xq sufrir x ello?? o "perder el jucio x ello"?

saludos,lindo blog :)

 
Licencia de Creative Commons
Bestiaria by Carolina Aguirre is licensed under a Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported License.
Based on a work at bestiaria.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://bestiaria.blogspot.com.